Read it in your language

Read it in your language Casas Rurales


PENSAMIENTOS QUE SALEN DE MÍ, A TRAVÉS DE MIS DEDOS...

Intentando dar un respiro a mi mente... Desde aquí quiero compartir mis relatos con vosotros. Las ilustraciones, casi todas son descargas de Internet. Si alguien las siente suyas que me lo haga saber y las retiraré. Los textos están bajo licencia SafeCreative, si alguien quiere copiarlos que me lo haga saber y gustosamente se los cederé.


23 de febrero de 2009

EL DÍA QUE DEJÉ DE MORIR.


Allí estaba postrado en la cama, viendo cómo mi fuerza vital se iba desvaneciendo poco a poco. Echando una mirada hacia atrás y repasando todo lo que había acontecido en mi vida, estaba orgulloso de todo lo que dejaba, sin arrepentirme de nada de lo vivido.
Estaba un poco asustado de las sensaciones que comenzaba a experimentar, pero preparado para recibir lo que estaba por llegar, poco a poco la oscuridad se hizo dueña de mi mente, pero en ni un solo momento perdida la conciencia. Todo era oscuridad, envuelto en una especie de líquido, para mi familiar. No sé el tiempo que permanecí en ese estado, pero de pronto la luz y el frío se adueñaron de mí, en aquel momento dejé de pensar como hasta ahora lo había hecho, pero siempre consciente de mi ser.
Una sensación de libertad y alegría me inundaron, aún torpe en mis movimientos, sin saber que pasaba, todo era nuevo para mí, en ese momento empecé a tener una sensación de ahogo, y ella me empujó hacia arriba y pude respirar, en ese momento supe que cuidaría de mí. Aun sin saber que me pasaba, la vi delante de mi, me miraba con cariño, y yo le respondí, de mi garganta salieron sonidos que sin saber que eran, comprendía. Entonces descubrí que tenía un mundo por abrir, en realidad eran dos, pues necesitábamos el de arriba para llenar nuestros pulmones de aire. Aun no comprendía, porqué cuando nos acercábamos a los límites del mundo exterior, una sensación extraña se apoderaba de mí, y me empujaba hacia él, luego ella me miraba y comprendía que no tenía que ir; ( Algunos de los nuestros se habían adentrado en aquel mundo y nunca más regresaron ).
Ella me enseñó a vivir, un día, mientras me instruía, algo pasó por encima de nosotros a gran velocidad, en ese momento la sensación extraña se apoderó de mí, tenía que saber que era aquello, y me dispuse a perseguirlo, alguna cosa me decía que tenía alguna conexión con aquello. Salté lo más alto que pude, y entonces lo vi... seres extraños, que al mismo tiempo gritaban...! DELFINES ¡
¿Admiráis su inteligencia? Yo sí.


Safe Creative #0902232605407

2 comentarios:

  1. increíbles esos animales, me parecen preciosos...

    ResponderEliminar
  2. si txispas,esperate a la segunda parte, ya veras.

    ResponderEliminar

Escribe lo que tu corazón sienta, y lo que tu mente te deje...